Nueva iglesia hispanoparlante echa raíces en Mountain Lake, Minnesota

Judy y Steve Harder (Fotografía provista)

[English]

Por Wil LaVeist

(Red Menonita de Misión / Iglesia Menonita de EE. UU.)—A Judy y Steve Harder, la vida de iglesia se les volvió demasiado cómoda.

Domingo tras domingo, disfrutaban sentarse juntos por la mañana en los bancos de la Primera Iglesia Menonita de Mountain Lake, Minnesota. Sonreían y saludaban a quienes adoraban junto a ellos, estudiaban la Biblia y entonaban cantos de alabanza. Sin embargo, en silencio, también pensaban: “Dios tiene más cosas para que hagamos”.

Adelantamos rápido cinco años y aún siguen adorando en el mismo templo, pero ahora, en lugar de oír “Good morning, Pastor. God bless you!”, oyen en español: “Buenos días, pastor. ¡Dios lo bendiga!

Los Harder están pastoreando la Iglesia Evangélica Ágape (Agape Evangelical Church), una iglesia recientemente fundada que tiene cultos por la tarde y estudios bíblicos semanales en el edificio de la Primera Iglesia Menonita. Ágape fue recibida en julio por la Conferencia Menonita Central Plains.

“Judy y yo habíamos estado pensando qué hacer con nuestra vida espiritual”, dice Steve. “Tal vez estábamos inconformes con el statu quo, y con ir a la iglesia a sentarnos en el banco”.

Rafael Barahona, director de Educación pastoral y de liderazgo hispana, dirige un taller de dos días para líderes y miembros de la Iglesia Evangélica Ágape. (Fotografía: Educación pastoral y de liderazgo hispana)

“Hay mucha gente que no es consciente del amor de Dios en su vida, y si eso implica que salgamos de nuestra zona de confort, que así sea”, dice Judy.

Los Harder son miembros de Mountain Lake desde hace años. Son voluntarios en la escuela local, sirven en un banco de alimentos, gestionan becas y trabajan con la comisión de forestación del pueblo.

Notaban el crecimiento de la población hispana en la ciudad, donde la gente buscaba empleo. Steve, quien ejerce la medicina familiar en una clínica local, decidió asistir a clases de español por la noche y durante dos años en una universidad cercana, con el fin de mejorar la comunicación con sus pacientes.

Hace poco tiempo comenzaron una granja y mercado agrícola comunitarios en un terreno que poseen en el pueblo para fomentar las conexiones locales saludables con la tierra. Miembros de la CSA (“Agricultura de sustento comunitario”) pasan todas las semanas para llevarse una parte de la cosecha.

Mountain Lake es un pueblo rural con una población de alrededor de 2,100 personas, ubicado a unos 215 kilómetros al sudoeste de Minneapolis, en el condado de Cottonwood. La ciudad está cerca de la carretera I-60, la principal vía entre Denver y Minneapolis. El pueblo fue fundado por menonitas rusos entre 1873 y 1880, y ahora tiene alrededor de un 30% de familias hispanas o asiáticas.

A través de su trabajo diario en la comunidad, los Harder llegaron a tener conexiones con muchas familias y observaron que no había una iglesia local hispana. Era evidente que existía un vacío espiritual en muchos vínculos.

En el 2003, los Harder se tomaron un año sabático para discernir la dirección de Dios. Finalmente se toparon con un artículo en el cual Mauricio Chenlo, el ministro denominacional para la plantación de iglesias (un puesto permanente compartido entre la Red Menonita de Misión y la junta ejecutiva de la Iglesia Menonita de EE. UU.), hablaba de su tarea. En el 2007, los Harder invitaron a Chenlo a reunirse con ellos y otros miembros de la comunidad, más varios líderes de iglesias menonitas.

“Expuso sobre la plantación de iglesias desde una perspectiva anabautista”, dice Judy. “Había entusiasmo y apoyo, así que empezamos a tener estudios bíblicos en las casas. Cantábamos, orábamos y hacíamos estudios bíblicos. Al principio, éramos Josephina Mendoza, Steve y yo, sin faltar. Josephina me ha inspirado”.

Por aquel entonces, Pedro Hernández Soto, un menonita de Honduras, visitaba casualmente a parientes en esa zona. Había ido a Estados Unidos para ayudar a las víctimas del huracán Katrina en Nueva Orleáns junto con otros ministros. Visitó la iglesia de Mountain Lake, vinculada a los Harder, y terminó quedándose con ellos durante el verano. Ayudó a desarrollar el grupo de estudios bíblicos, y este creció.

“Nos contactó con SEMILLA (Seminario Anabautista Latinoamericano) en Guatemala, donde él compró materiales para la escuela dominical”, cuenta Judy. “Nos conectó con muchas personas”.

Martha y Ramiro Hernández visitaron el grupo de estudios bíblicos. Ellos eran tutores del Instituto Bíblico Anabautista (IBA), un programa de capacitación en español perteneciente a la Agencia Menonita de Educación; se trata de un plan de estudios para nuevos líderes de iglesia que carecen de capacitación en seminarios.

Hernández animó a los Harder a fundar una iglesia.

“Nos sorprendió completamente, quedamos atónitos. No éramos pastores y no tenemos ninguna capacitación en ese campo”, dice Judy.

Decidieron formar una iglesia, pero se dieron cuenta de que necesitaban más capacitación. Invitaron a Rafael Barahona y Violeta Ajquejay, directores del IBA, para que dieran un taller de dos días para ellos y otros miembros de la iglesia. El programa les dio las herramientas que necesitaban para generar un ministerio fuerte.

“Sentimos sinceramente que esto vino de Dios y de su obra a través de nosotros”, dice Steve. “No había modo de hacer esto por nuestra cuenta.”

Actualmente, la Iglesia Evangélica Ágape tiene alrededor de 40 miembros.

“Doy gracias a Dios por permitirnos tener una iglesia propia”, dice Emelia Sánchez, que asiste a Ágape.

“Estamos muy felices de cumplir dos años”, añade MaryLu Luna, otra miembro.

“A menudo pensamos en alcanzar a los que están más allá de nuestra frontera y nos olvidamos de los que están de este lado”, dice Hernández. “Necesitamos hermanos y hermanas (como los Harder) que estén dispuestos a trabajar dentro de nuestro país y alcanzar a aquellos que necesitan el evangelio. El mundo ha llegado a nosotros, y creo que estamos listos para responder a su llamado como iglesia menonita”.

“Steve y Judy están haciendo un trabajo importante”, dice David Boshart, ministro ejecutivo de conferencia para la Conferencia Menonita Central Plains. “Sus vidas están plenas y muy ocupadas pero respondieron a un llamado”.

###

Traducción: Alex Naula, Zulma Prieto

Imágenes disponibles:
ftp://ftp.e.mennonites.org/public/NewsPhotos/Judy_and_Steve_Harder.jpg
Judy y Steve Harder (Fotografía provista)

ftp://ftp.e.mennonites.org/public/NewsPhotos/MtLake_IBA_2012Jan28_001.JPG
Rafael Barahona, director de Educación pastoral y de liderazgo hispana, dirige un taller de dos días para líderes y miembros de la Iglesia Evangélica Ágape. (Fotografía: Educación pastoral y de liderazgo hispana)

Mennonite Church USA is experiencing staff transition and currently no one is available to moderate comments. In the interest of promoting healthy and helpful conversation on our blog, comments will be disabled until someone is able to devote the necessary attention to this area of our work. We appreciate your patience as we work to fill this staff position.